apnea

Descuadernar a Cicerón

Buena parte del encierro durante la contingencia lo he dedicado a relecturas.  He mantenido un ayuno intermitente de la prensa digital y de las redes sociales, por elección propia y porque estoy en un sitio de no siempre accesible conectividad. Durante el mes de abril me vi entroncar con mi ejemplar de Cicerón con subrayados de 1999, es una edición de Sepan Cuántos.